¿Feliz día del Libro?

Por Pablo Soto, librero Metales Pesados Alameda

Estimades lectores, escribimos la presente para desearles un buen día del libro. Desear que sea feliz es un poco complicado en este contexto. La felicidad y los libros también es un tema complejo, la gran mayoría de obras que uno estima suelen tener altas dosis de sufrimiento. Por acá nos gusta mucho Richard Yates y seamos sinceros: la felicidad no es un sentimiento que abunde en sus libros. Muy por el contrario, sus personajes suelen vivir en el desgarro, la tristeza y el alcohol. Es una desesperanza congénita que muchas veces impide que los protagonistas de sus libros conecten con otros seres humanos, un buen ejemplo de esto es lo que ocurre en Las hermanas Grimes . Entonces de dónde viene la felicidad de leer o la satisfacción que conlleva sumergirse en mundos complejos marcados por el dolor. Es una pregunta que les dejamos, a ver si alguien aventura una respuesta. Quizás el asunto pasa por la experiencia de la empatía y el conocimiento, abrirse a un nuevo mundo o una nueva experiencia desde un sentir profundo y estético. Esperamos que puedan encontrar esas sensaciones en estos días pandémicos de preocupación, que el libro no sirva de evasión sino como fenómeno y experiencia de conexión con alguna emoción- que se expanda la conciencia y la piel- y que ayude a entender y estar en guardia con lo que estamos viviendo.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público.